Todo queda en familia

Imagen:Un joven bebe para tratar de olvidar la gran concentración económica de un grupo familiar chileno quienes son dueños de banco, navieras, telecomunicaciones, etc, e incluso de la cerveza que está bebiendo.

Todo queda en familia.

La concentración económica en Chile es rampante (inescrupulosa). Con la esperanza de surgir y ser dueños de algo, hemos tolerado que nuestro trabajo se convierta en "fichas salitreras", que retornan al negocio del mismo patrón.

Ver en fachobook

Comentarios